Los juegos de coches no son siempre de carreras, aunque estemos acostumbrados a los mismos. Los vehículos pueden dar para muchas ideas, por lo que solo es necesario poner nuestra cabeza a funcionar para descubrir que algunas de las mismas pueden llegar a ser variadas, espectaculares y nunca vistas anteriormente. Bajo el nombre de Onrush se esconde un videojuego que pertenece al género de combate con vehículos. Sí, a nosotros también nos ha resultado sorprendente. Y es algo diferente a lo que estamos acostumbrados.

Codemasters es una editora que ya nos tiene acostumbrados a juegos de coches en los que llegar los primeros a la meta es algo fundamental. Pero este objetivo no se repite en Onrush. Aquí lo importante es conseguir las mejores puntuaciones. Y si para ello hay que destrozar coches y motocicletas, no hay problemas. Un proyecto en el que es de vital importancia que seamos los mejores en la destrucción de nuestros adversarios, más que en la velocidad que se puede llegar a alcanzar.

Onrush no tiene una historia definida. En sus escenas cinemáticas queda bien claro que las carreras que nos ofrece son un deporte futurista puesto en marcha con el fin de divertir a la gente. Y a nosotros mismos. Una excusa para que nos pongamos al control de alguno de los vehículos disponibles y ejecutemos todo tipo de peripecias. Los circuitos que se presentan tampoco son estables, ni llanos. Ni seguros. Están realizados para que el caos sea absoluto en todas las carreras, y para que dar saltos imposibles sea la tónica más repetida.

La desarrolladora Evo Studios se ha arriesgado con una idea innovadora, interesante, y que nos ha recordado a proyectos de hace unos años. La pregunta es si la jugada les ha salido bien. Vamos a ver qué tal es Onrush.

Apartado técnico

Onrush

Primero, toca decir que Onrush no es un videojuego que busque ser realista, sino al contrario: quiere ser un proyecto arcade con el que consigamos divertirnos como nunca. Este cometido lo consigue, aún sin tener un apartado técnico de altura, o que exprima la potencia técnica de las plataformas para las que ha salido a la venta.

Hablemos en términos generales. Los modelos de los coches son notables, y lo mismo sucede con los escenarios. Estos últimos son particularmente enrevesados, con zonas gracias a las que estaremos saltando constantemente (ahí reside precisamente la diversión). Se podría decir que los efectos también recibe una calificación similar, aunque estos permiten proporcionar un poco más de realismo al conjunto. Por ejemplo, los vehículos se irán deformando en tiempo real, incluyendo las particulares chispas tras los saltos o cuando ejecutamos un turbo. En este aspecto estamos bastante contentos. No olvidéis que todo se ejecuta a 60 fps, lo que incrementa la espectacularidad de la creación.

Por otra parte vamos a hacer una mención especial a la optimización de Onrush, la cual deberíamos definir como de especialmente eficiente y bien administrada. No podemos olvidar que en la pantalla estaremos viendo constantemente elementos en movimiento, incluyendo destrozos y fuego. Las particulas deberán moverse por miles, por lo que el aspecto se ha tenido que adecuar a la potencia disponible. Podemos decir que no hemos visto ninguna ralentización, algo que valoramos muy positivamente. La diversión es constante.

En términos generales, el apartado técnico de Onrush nos ha parecido un conjunto bien creado y tratado. La razón por la que lo decimos es porque el proyecto es un arcade que no busca ser realista, pero que a la vez proporciona un espectáculo visual que os sorprenderá en más de una ocasión. Y todo ha sido muy bien optimizado. Un trabajo bien hecho.

Apartado sonoro

Onrush

El apartado sonoro, el sonido, también ha sido completado de una manera interesante y emocionante a partes iguales. Vayamos por pasos.

En primer lugar, la música. Onrush nos pone al frente de carreras desenfrenantes en las que no hay descanso. Si queréis echar toda la adrenalina que tenéis en el cuerpo, Onrush es la mejor opción. Más que nada porque la música implementada os invitará a ello. La banda sonora del proyecto es genial, sobresaliente en todos los sentidos, y adaptada a cada situación pero sin perder la marcha. Por ejemplo, en los menús escucharéis melodías más o menos tranquilas, para pasar a un cierto desenfreno a la hora de estar en las carreras. Las canciones, como ya hemos dicho, han sido muy bien puestas.

Respecto a los efectos sonoros, más de lo mismo. Todas las acciones tienen su correspondiente sonido, desde los golpes al nitro, cuando se acciona. Estos han sido bien situados y estamos muy contentos con el resultado. Finalmente mencionamos las voces, las cuales tienen una presencia en muchas partes del contenido, pero que a la par disponen de fallos. No es que se hayan puesto mal, al contrario, la calidad es sobresaliente. Lo malo es que algunas de las voces parecen haber sido grabadas sin ganas. En nuestra opinión el método de grabación debería haber sido algo diferente, dándole así otro tono y resultando más reales. En cuanto las escuchéis sabréis de qué estamos hablando.

Aparte del fallo que hemos comentado, el apartado sonoro de Onrush es más que notable, con una banda sonora inigualable y unos efectos bastante bien establecidos. Algo que, en todo caso, recomendamos disfrutar con un equipo de música con una cierta calidad.

Jugabilidad

Onrush

Respecto de la jugabilidad de Onrush, tenemos que decir que no esperábamos algo real ni que proporcionara grandes dosis de realismo. Codemasters ha puesto en marcha un juego sencillamente divertido, sencillo y fácil de controlar que incluso podrán jugar los más pequeños de la casa.

Primero, nos centraremos en los modos juego. Los mismos parecen pocos, pero a la vez son más que suficientes como para mantenernos entretenidos durante una buena cantidad de horas. Destacar Superestrella, el cual es parecido a un campeonato con varias posibilidades jugables. También están la partida rápida, el modo Clasificatorio, la partida personalizada y la formación, esta última dedicada a que nos hagamos con los controles de Onrush es una manera más efectiva. No olvidar la posibilidad de personalizar la equipación de nuestro personaje y de los vehículos, además de los Desafíos, en los que tendremos que hacer frente a distintos tipos de retos.

Aparte de los modos de juego, los controles son bastante sencillos y estamos seguros que desde la primera carrera tendréis la posibilidad controlar los vehículos por completo. Con solo unos pocos botones podréis llegar a ganar los encuentros. Después de cada uno de ellos habrá un resumen de lo acontecido, pudiendo obtener recompensas de experiencia (con la que subir niveles) y diferentes tipos de complementos para los propios vehículos. De estos hay varios para elegir antes de cada carrera, con sus propias características, y que podéis seleccionar según queráis.

Tenemos que decir que las carreras se pueden disputar de cuatro formas: Overdrive, Countdown, Switch y Lockdown. Uno de ellos nos obliga a llevar la máxima velocidad, mientras que en otro tendremos que realizar toda la destrucción posible. No olvidéis la capacidad del propio nitro, que ya está incluido dentro de las carreras, y que hará que cada una de ellas sea emocionantes al incrementar notablemente la velocidad de los coches y motos.

Onrush es un juego muy equilibrado, interesante y bastante intenso que nos invitará a participar en carreras alocadas en las que prima la velocidad y la destrucción. Incluso con recompensas por realizar estas actividades. Puede que a la larga os termine de cansar por tanta repetición, por lo que es recomendable acudir a los modos multijugador, en los que competiréis contra otros usuarios. La sencillez del juego de Codemasters logra que sea muy accesible para todo el mundo, haciendo así que se acabe convirtiendo en una propuesta original y divertida.

Multijugador

Onrush

Podríamos definir los modos multijugador de Onrush como una extensión de sus opciones offline ya que, básicamente, hace que los participantes de las carreras sean usuarios externos, en vez de la inteligencia artificial. A destacar que esta modalidad no sale tal cual en los menús, sino que tendréis que encontrarla. Por ejemplo, está disponible en el modo de partida rápida.

Lamentablemente, el multijugador de Onrush está bastante limitado en cuanto a posibilidades, pudiendo disputar las típicas carreras rápidas y los campeonatos disponibles. Esta caracterítica está más dedicada a la oportunidad de subir de rango y competir contra otros jugadores, algo que en ocasiones podría resultar todo un reto.

El funcionamiento de las partidas online es correcto, con un buen número de jugadores que siempre querrán retaros en las modalidades disponibles. Sí que recomendamos acceder a las competiciones y eventos que se van programando, gracias a las que conseguiréis objetos adicionales y posibilidades extra.

En cualquier caso, el multijugador de Onrush es una excelente idea que amplía las posibilidades offline del título con la oportunidad de jugar con otros usuarios. Esto es bastante interesante debido a que la dificultad puede variar bastante entre los encuentros, por lo que os recomendamos echarle un vistazo.

Conclusión

Onrush

Primero, decir que Onrush es un título muy sencillo, pero suficiente, que tiene la intención de que nos divirtamos sin control en sus diferentes modos de juego. Veréis destrucción a cada paso, lo que significa que pocas veces tendréis tiempo para pensar. Ahí reside su principal potencial, y es que es un juego directo que quiere hacer que quememos adrenalina.

Existen modos de juego suficientes para que nos divirtamos durante horas. Además, el multijugador es suficiente para que estemos semanas controlando los diferentes vehículos disponibles. Puede que a la larga os resulte monótono, pero también os decimos que existen decenas de combinaciones diferentes que, junto a las características de los vehículos y sus complementos harán que podamos disputar las carreras de formas innovadoras.

Onrush es una apuesta arriesgada por parte de Codemasters que, en nuestra opinión, les ha salido bien. El resultado es alocado y divertido gracias a componentes que se junta de manera exacta y correcta. Un proyecto recomendado que ya está a la venta para Playstation 4 y Xbox One.