Firewatch

Firewatch es uno de los juegos más curiosos del momento. Nos pone a los mandos de un vigilante de incendios forestales que tiene que realizar las operaciones típicas de su puesto. Tendrá bastantes problemas, por lo que tendremos que ayudarle en más de una ocasión. La idea del videojuego es buena, aunque ya se ha encontrado con algún que otro inconveniente legal. El proyecto ha sido puesto a la venta recientemente. Pero no en Australia, donde la clasificación por edades ha provocado un pequeño retraso en el lanzamiento.

Ya sabéis que, antes de que un videojuego se ponga a la venta, es necesario que las entidades de calificación de cada país otorguen la numeración correspondiente. Firewatch ha tenido problemas en ese aspecto, al menos en Australia. Campo Santo, el estudio que desarrolla el videojuego, ha confirmado en su cuenta de Twitter que el proyecto necesita ser enviado de nuevo a la Australian Classification Board con el fin de que den su opinión acerca de los contenidos. Por supuesto, esta operación solo tiene que ver con la edición de Xbox One, la que ha resultado afectada.

Campo Santo no ha confirmado el motivo exacto del retraso, es decir, el por qué no ha recibido una clasificación por edades, aunque algunos medios de comunicación han comentado que podría haber algún inconveniente con el contenido adicional incluido en la edición. Se espera que el proyecto se ponga a la venta durante las próximas semanas.

El port para Xbox One de Firewatch ya está disponible en Estados Unidos, con una fecha prevista para su lanzamiento en Europa. Acerca de la puesta a la venta en Australia, Campo Santo está trabajando lo más rápidamente posible.

Vía | Destructoid