Codemasters, especialistas en juegos de conducción ante todo, han sorprendido anunciando que Slightly Mad Studios, el equipo detrás de Project Cars, pasa a formar parte de su cartera de estudios. La operación valorada en unos 27 millones de euros incluye la absorción al completo de los 150 empleados del estudio especializado en los simuladores de conducción.

Esta compra mantiene los proyectos en los que está involucrada actualmente Slightly Mad Studios. Por una parte, trabajan en una nueva IP, en Project Cars Go para dispositivos móviles y en el desarrollo de un juego de conducción de una conocida franquicia de Hollywood. Se habla que puede tratarse de Fast & Furious.

Frank Sagnier, director ejecutivo de Codemasters, ha declarado que están encantados de poder traer a un desarrollador de juegos de velocidad tan increíble a la familia y que inequívocamente, este movimiento les establece como una potencia global en el desarrollo de juegos de conducción. Destaca que comparten la misma visión y pasión que el estudio adquirido y que la presencia de más servicios de streaming en el mercado y con el lanzamiento de la nueva generación de consolas para 2020, este era el tiempo perfecto para acometer ese movimiento.

Ian Bell, líder de Slightly Mad Studios, también ha querido comentar el movimiento. Ian cree que la combinación de los portfolios de ambas empresas es la envidia de la industria y que esta nueva asociación permitirá a ambas partes aprender, compartir recursos y aprovecharse de las plataformas emergentes y su tecnología.

Espero que esto signifique un aumento de los recursos para desarrollar un futuro Project Cars 3. Y me mantengo interesado por esa nueva IP y lo que pueda provenir de esa licencia de Hollywood.

Vía | Codemasters