A pesar de que el lanzamiento de Monster Hunter World: Iceborne en PC ha sido todo un éxito, la publicación de dicha expansión en esta plataforma no ha estado exenta de problemas. De hecho, los usuarios de PC han experimentado multitud de problemas de rendimiento y otros muchos bugs que han entorpecido sus sesiones de juego. Pero el más grave de estos errores es uno que elimina de forma permanente el progreso de las partidas.

Una desagradable sorpresa con la que han tenido que lidiar muchos jugadores y que han forzado a Capcom a desarrollar contrarreloj un parche que solucione estos problemas. La compañía nipona ha asegurado que ya está trabajando en ello y que pronto tendrá lista una corrección que solucionará el bug que borra las partidas aunque por el momento no ha dado fecha alguna. Eso sí, ha proporcionado un consejo para evitar que los usuarios de PC pierdan sus progresos en caso de encontrarse con este fatídico fallo. 

En caso de que nos aparezca un mensaje advirtiéndonos de incompatibilidades en nuestros archivos de guardado, Capcom señala que el paso a seguir es cerrar directamente nuestra sesión de Monster Hunter World: Iceborne y en ningún caso interactuar con el mensaje. En caso de hacerlo, perderemos nuestra partida.

Por otro lado, Monster Hunter World: Iceborne ha traído consigo diversos problemas de rendimiento que se traducen en un comportamiento anómalo del juego. El más común de estos problemas se plasma en congelaciones aleatorias de la imagen en pantalla que llegan a prolongarse durante varios segundos. Capcom también ha señalado que está trabajando en dar solución a estos errores y que el parche que los corregirá debería publicarse en pocos días.

Vía | Rock, Paper, Shotgun!