A pocos días para que se produzca el lanzamiento oficial de Pillars of Eternity II: Deadfire, Obsidian ha hecho pública la relación de contenidos descargables que recibirá este título. En esta ocasión el estudio ha decidido que los tres DLC que tiene previsto lanzar se desarrollen de forma independiente. Una circunstancia potenciada por el escenario insular en el que se desarrolla este RPG y que favorece este tipo de expansiones con tramas y ambientaciones diferentes.

La primera de estas ampliaciones no se hará esperar demasiado, ya que Obsidian tiene planeado lanzarla de forma oficial este mes de julio. Beast of Winter es el nombre de esta expansión en la que accederemos a una misteriosa dimensión en la que tendremos que enfrentarnos a los malignos desafíos de una poderosa entidad que habita en este lugar. Un concepto interesante y que permitirá desarrollar distintas facetas a lo planteado en Pillars of Eternity II.

Tras este DLC, le tocará el turno a Seeker, Slayer, Survivor que tiene prevista su publicación en septiembre. En esta ocasión nos encontraremos con una aventura más centrada en el combate en la que tendremos que hacer frente a los guerreros más poderosos de Eora, el mundo en el que se desarrolla Pillars of Eternity. Por último, The Forgotten Sanctum invitará a los jugadores a tomar decisiones y a cuestionar la moral de sus acciones, por lo que sobre el papel parece una expansión más en consonancia con la esencia de la saga.

Como se puede ver, un trío de expansiones con las que Obsidian busca ofrecer distintos enfoques a Pillars of Eternity 2: Deafire. Por las someras descripciones ofrecidas por el estudio, parece que con cada una de ellas se pretende recrear las experiencias de otros juegos de la compañía como Icewind Dale o Planescape: Torment. Pero más allá de estas cuestiones, lo interesante es que una vez que acabemos con esta segunda entrega tendremos toda una serie de ampliaciones esperando.

Vía | Rock, Paper, Shotgun!