La accidentada recepción de Warcraft 3: Reforged ha obligado a Blizzard a reaccionar con celeridad para intentar dar solución a los múltiples problemas que han acompañado al lanzamiento de este «remake» del clásico de la estrategia. Recientemente ha sido publicado el primer parche para este título en el que se incluyen algunas correcciones menores destinadas a poner la primera piedra de esta singular reconstrucción.

Esta actualización para Warcraft 3: Reforged incluye diversas correcciones en materia de animación que harán que el juego sea más placentero de ver y de jugar. Algunos de estos arreglos se verán reflejados en algunas unidades, retratos o secuencias animadas. Por otro lado, otras de estas modificaciones tienen que ver con el interfaz de las dos versiones de juego que coexisten actualmente. Por ejemplo, si nos encontramos en la versión clásica el menú aparecerá en tono sepia mientras que la de Reforged tendremos color. 

Hay que señalar que esto último es un ajuste temporal y que en un futuro ambas versiones estarán plenamente diferenciadas. En cualquier caso, esta actualización no atañe a aspectos fundamentales como el apartado online que seguirá sin tablas clasificatorias o la posibilidad de hacer clanes como sí ocurría en el Warcraft 3 clásico.

En cualquier caso, es interesante ver cómo Blizzard planea afrontar el cisma abierto con sus seguidores y este título. Por el momento la compañía está dispuesta a trabajar en arreglar todos los problemas técnicos relacionados con Warcraft 3: Reforged aunque según han indicado no tienen previsto incluir ninguno de los elementos recortados antes del lanzamiento del juego.

Vía | PC Gamer